Los once jueces que integran el supremo mexicano conocieron el informe favorable a la extradición que presentó el magistrado Guillermo Ortiz Mayagoitia y desestimaron el amparo presentado por la defensa de los seis presos políticos vascos encarcelados en México.

Juan Carlos Artola, Asier Arronategi, Axun Gorrotxategi, José Mari Urkijo, Ernesto Alberdi y Félix Salustiano- fueron detenidos en México en julio de 2003 acusados de “tener relación con el aparato financiero de ETA”.

El Gobierno español solicitó la extradición en septiembre de 2003, y el 30 de julio de 2004 la Cancillería mexicana accedió a la petición, pero la defensa presentó un recurso de amparo, que hoy fue desechado por la Suprema Corte.

La defensa argumenta que los acusados no tienen causas pendientes en el Estado español.

La extradición se aprobó por lo delitos de “asociación ilícita e integración en organización terrorista, allegamiento de fondos con fines terroristas y blanqueo de capitales procedente de actividades terroristas”.

La abogada defensora de los acusados, Bárbara Zamora, ha declarado ante la prensa que ya no existe otro recurso legal en México para evitar la extradición, por lo que recurrirán a instancias internacionales.

Los seis acusados permanecen encarcelados en el Reclusorio Norte y en el penal de Santa Marta Acatitlán, ambos en el Distrito Federal.

¿Te gustó este artículo? ¡Apóyanos! Regeneración Radio es posible gracias a las contribuciones de nuestros lectores. Considera hacer una donación: