Es un gran honor dirigirnos a ustedes que han tomado en sus corazones y en sus manos la lucha por la libertad de todos los presos polí­ticos y todas las presas polí­ticas, y la cancelación de todas las órdenes de aprehensión en contra de luchadores sociales.

Cuando el Estado Mexicano nos aprehendió hace seis años y medio quiso alejarnos de los compañeros y compañeras de Guerrero, quiso impedirnos también el contacto con la media centena de presos polí­ticos y presas polí­ticas que hay en las cárceles de ese estado.    Por eso nos trajo al Estado de México y nos encerró en la cárcel federal de máxima seguridad de la Palma, que entonces se conocí­a como Almoloya.  Supuso que aquí­ seríamos olvidados.  Los subestiman a ustedes, compañeros y compañeras, no creen que ustedes levantaran la bandera de la libertad de! los presos polí­ticos; que la sacarí­an de la oscuridad a donde la arrojaron los de arriba.    No lamentamos haber sido victimas de esa maniobra de aislamiento, al contrario, gracias a ello conocimos a muchos de ustedes y conocimos estas otras luchas.

En las reuniones para agendar el recorrido del Delegado Zero por el valle de México ha sido un reto a superar las viejas prácticas de la rebatinga y el agandalle para abrir paso a la solidaridad.    Sin embargo, se ha hecho ya un espacio importante para escuchar la lucha por la libertad de los presos polí­ticos.

   Por eso es muy significativo para nosotros dirigirnos a ustedes con esta propuesta:

 

 

 

            SOBRE LA LUCHA POR LA LIBERTAD DE TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS Y PRESAS POLÍTICAS Y LA CANCELACIÓN DE TODAS LAS ÓRDENES DE APREHENSIÓN EN CONTRA DE LUCHADORES SOCIALES

 

 

 

I. CARACTERISTICAS DE ESTA LUCHA

 

 

 

            Desde su inicio, este primer recorrido de la Otra Campaña ha encontrado y escuchado a Presos Polí­ticos en cárceles de distintos estados, ha dado fuerza a s! u voz para que todos escucháramos su dolor y su resistencia, sus historias y su dignidad, para que los escucháramos en todos los rincones del paí­s y nos viéramos reflejados y reflejadas en cada uno de ellos.    Ahora sabemos que en su recorrido, la otra campaña encontrará a muchos más compañeros y compañeras que en estos momentos están en cárceles mexicanas.

 

            Los presos políticos y las presas políticas han estado ahí­, siempre acompañando nuestras luchas desde la prisión, pero nosotros los habí­amos olvidado, estábamos separados y sólo sabí­an de ellos sus compañeros más cercanos.    La Otra Campaña los está recuperando para todos nosotros.

 

 

 

            Retomamos y hacemos nuestras las palabras que pronuncia el Delegado Zero tras visitar a los presos polí­ticos del penal de Ixcotel, y las que dijo en la ciudad de Oaxaca en una reunión en la que se encontraban diversas organizaciones que tienen diferencias entre sí y que antes de la otra campaña prácticamente era impensable que se reunieran.

 

 

 

Nosotros les hemos dicho (a los presos) que en la Otra Campaña hemos puesto como bandera principal, la bandera de la liberación de todos los presos políticos y todas las presas polí­ticas en todo el paí­s y la cancelación de todas las órdenes de aprehensión que hay contra luchadores sociales.

 

Nos hemos comprometido como Zapatistas y estamos invitando a las demás organizaciones y a todos los miembros de la Otra Campaña a que pongamos en primer lugar, en esta primer gira, la exigencia de libertad a todos los presos polí­ticos, a todas las presas polí­ticas, y la cancelación de todas las órdenes de aprehensión que hay contra luchadores sociales, sea a nivel municipal, estatal o federal.

 

Lo que nosotros estamos proponiendo es un gran movimiento, donde cada quien tenga lugar; lugar en su voz, en su historia y en su dolor.    Y empecemos por lo primero: si esta Otra Campañ„a empezado con un llamado a nombrar a nuestros muertos, a nuestros desaparecidos, a nuestros presos, es el momento de empezar a luchar juntos sin importar que organización sea por la liberación de los presos políticos.

 

Tenemos que levantar ya un movimiento ahora, no esperarnos hasta después, ni hasta que pasen las elecciones, ni hasta que conseguimos algo de la lucha que estamos emprendiendo.    Tenemos que hacer este movimiento ya y empezar a exigir, con movilizaciones conjuntas, la libertad total e incondicional de todos y cada uno de los presos y presas polí­ticas, sin importar la organización a la que pertenezcan.    Tenemos que luchar por la cancelación total de todas, absolutamente todas, las órdenes de aprehensión en contra de luchadores sociales.

 

El primer paso de la Otra Campaña es ese: reconocer a nuestros presos y a nuestros perseguidos; exigir la presentación de los desaparecidos y retomar y lavar el nombre de nuestros muertos.    Si la Otra Campaña no es capaz de reconocerse a si misma y sus dolores, y luchar por aliviarlos, entonces, no tiene futuro.

 

 

 

Hacemos nuestras estas palabras del Delegado Zero, y proponemos que la lucha de la Otra Campaña por la libertad de los presos polí­ticos tenga estos tres principios o caracterí­sticas:

 

 

 

1.      La lucha es por TODOS Y TODAS, sin importar a que organización pertenecen.

 

2.      La lucha por la libertad de los presos y presas polí­ticas es AHORA, YA, no se puede posponer.

 

3.      La lucha por la libertad de los presos y presas polí­ticas es FUNDAMENTAL, PRIMORDIAL Y DEBEMOS ENTRARLE TODOS, no importa que organización sea.   No importa si algunas organizaciones no tienen presos polí­ticos, DEBEMOS ENTRARLE TODOS porque los presos polí­ticos y presas polí­ticas, los perseguidos, los desaparecidos y los muertos son nuestros; son del movimiento polí­tico y social; son de la izquierda anticapitalista, son de los que estamos abajo.

 

 

 

II – IMPORTANCIA DE LA LUCHA POR LA LIBERTAD DE TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS Y PRESAS POLÍTICAS Y LA CANCELACIÓN DE TODAS LAS ÓRDENES DE APREHENSIÓN

 

 

 

Por que es importante esta lucha?

 

 

 

Una vez más retomamos y hacemos nuestras las palabras y propuestas del Delegado Zero pronunciadas en Oaxaca y plasmadas en su informe “Los primeros otros vientos”.

 

 

 

Y así­  empiezan a tenderse los puentes entre los que abajo somos los que somos.    El primero de ellos, la lucha por las y los nuestros: la libertad de todos los presos y presas polí­ticas y la cancelación de todas las órdenes de aprehensión en contra de luchadores sociales.

 

 

 

            Efectivamente, la lucha por nuestros compañeros presos es un puente que enlaza nuestras luchas en una práctica común, es un puente que enlaza luchas muy distintas y no sólo las que son semejantes, porque entre los presos polí­ticos hay indígenas, hay mujeres, hay campesinos y obreros, hay estudiantes, hay jóvenes y ancianos, hay compañeros de movimientos sociales y compañeros que tomaron las armas, hay compañeros de la izquierda socialista y compañeros ecologistas, hay colonos, o sea la lucha por la libertad de todos nuestros presos y presas nos pone hombre con hombro con el otro, con el diferente, pero que está abajo y a la izquierda.

 

            La lucha por la libertad de los presos y presas polí­ticas es tan importante que proponemos sea un punto en el plan nacional de lucha.

 

            La lucha por la libertad de todos los presos y presas polí­ticas y la cancelación de todas las órdenes de ap
rehensión es una cuestión de lealtad y compromiso para con nuestros compañeros, pero también es una cuestión de necesidad urgente pues la Otra Campaña no va a ser reprimida, ya esta siendo reprimida.  Las organizaciones que no tienen presos en cualquier momento los pueden tener.    La Otra Campaña no puede permanecer inmóvil ante eso, tiene que reaccionar y moverse por la libertad de todos los compañeros y compañeras que están presos.

 

            Compañeras y compañeros de la Otra Campaña en el Valle de México, nuestra propuesta es que retomemos y hagamos nuestro el llamado que nos hizo el Delegado Zero en Oaxaca:

 

 

 

Ya no como hasta ahora, que cada organización lucha sola por sus propios presos, por sus propios muertos y contra sus propias órdenes de aprehensión.    Tenemos que levantar un movimiento nacional.

 

Estamos invitándolos aquí­ en Oaxaca a que hagamos eso; que juntos, la Otra en Oaxaca, la Comisión Sexta del EZLN, hagamos un llamado a todos los compañeros y compañeras de la Otra Campaña en todo México y empecemos a avanzar en esta CAMPAŃA NACIONAL por la liberación de los presos políticos.

 

No se trata de seguir suplicando o pidiendo al que tiene todo, se trata de que tomemos en nuestras manos lo que nos pertenece.    Y Oaxaca, la Oaxaca de abajo y de a la izquierda sabe mejor que nadie que lo primero que es nuestros y que nos pertenece es la libertad, tenemos que empezar a tomarla ya.

 

Hemos pasado por el reclusorio de Tehuantepec, también en la mañana por el otro reclusorio y escuchamos entre esos compañeros presos no el dolor, sino la rebeldí­a.    Escuchamos no la tristeza, sino la firme convicción de que están ahí­ no por un delito, sino por haber sido consecuentes con sus ideales.  Lo menos que podemos hacer todos nosotros, los que estamos acá afuera, es corresponder a esa rebeldí­a y a esa firmeza, diciéndoles claramente que no los olvidamos.

 

Y no como una declaración, sino como el inicio de una serie de movilizaciones, manifestaciones y movimientos para exigir la libertad de todos, de absolutamente todos, en todas partes de nuestro país.    Esto es lo que les queremos decir compañeros y compañeras.

 

III. PARA LO INMEDIATO

 

 

 

1.      Hacer del evento del 25 de ABRIL, en las afueras del penal de Chiconautla, Ecatepec, una primera movilización de la Otra Campaña por la libertad de todos los presos polí­ticos. O sea retomar el llamado del Delegado Zero en Oaxaca y ponerlo en práctica junto con la Otra Campaña en Guerrero, Oaxaca, Hidalgo, y así­ todos los estados, empezar a realizar movilizaciones por la libertad de nuestros presos.    Así­ como vamos a realizar una movilización nacional especí­fica para los trabajadores el Primero de Mayo.  Así­ hacer de este evento en Chiconautla un acto especí­fico para nuestros presos.

 

Invitemos a nuestros presos a participar con su palabra, la que nos pueden enviar escrita o grabada, o a través de otros compañeros.    Invitemos a la Otra Campaña en los estados que ya recorrido el Delegado Zero para que nos hable de! la lucha por sus presos.

 

Invitemos también a la Otra Campaña en los estados que aún no recorre para que igualmente enví­en comisiones de los presos que están allá.

 

Invitemos a la Otra Campaña en todo el paí­s a que hagan suyo este acto como el primero especí­fico por nuestros presos y presas, que de aquí­ salga la propuesta de otros actos y movilizaciones a nivel regional, que vayan preparando un gran encuentro nacional a realizar el 23 y 24 de JUNIO para que el 25 de JUNIO, en la Plenaria Informativa, se pueda plantear una propuesta nacional de lucha por la libertad de nuestros presos y la cancelación de todas las órdenes de aprehensión.

 

Convocar en ese encuentro nacional a que el 2 de Julio, en cada municipio del paí­s donde haya compañeros y compañeras de la Otra Campaña, expresen de la manera que crean más conveniente, que exijan la libertad incondicional e inmediata de todos y todas las presas polí­ticas.

 

 

 

2.      NO HACER DISTINCIONES ENTRE NUESTROS PRESOS, clasificando a unos como presos polí­ticos y a otros como presos de conciencia.    Amnistí­a Internacional utiliza estos dos términos para diferenciar a los presos que se rebelaron tomando las armas y a los presos del movimiento social, para así­ exigir a los gobiernos la libertad inmediata de estos últimos, mientras para los primeros no exige la libertad sino un juicio justo y respeto a sus derechos humanos.    Esto da pie a la criminalización de un tipo de presos polí­ticos y ha sido utilizado por los gobiernos para justificar, en cierta forma, el encarcelamiento, tortura y aislamiento de esos presos polí­ticos.

 

Si nuestros presos están en prisión por ser consecuentes con sus ideales, entonces ninguno debe ser criminalizado.    Todos son presos polí­ticos pues todos están ahí­ por ser de abajo y de izquierda.

 

 

 

3.      Dar un lugar relevante y sobre! saliente, en la Otra Campaña, a la lucha por la libertad de nuestros presos y presas, pues el Estado los hizo invisibles mientras seguí­a encarcelando a uno tras otro. Se trata de romper el cerco de olvido y de silencio que les rodea, entonces la lucha por la libertad de nuestros presos no debe supeditarse a otras luchas, sino que debe ser especí­fica.

 

 

 

4.      Hacer que el testimonio de la existencia de nuestros presos políticos se escuche fuerte y lejos, en todos los rincones de México y fuera de nuestro paí­s.    Esta es una tarea muy importante para los medios alternativos de comunicación, para los grupos culturales y de expresión artística.  Difundir por medio de programas de radio, por video, por la palabra escrita, en teatro, performance, canto y música, la voz de nuestros presos y presas, la lucha por su libertad.  Decimos que en esto tienen un papel determinante los medios alternativos de comunicación, porque los medios comerciales, con contadí­simas excepciones, guardaron silencio sobre ellos y lo seguirán guardando conforme vaya avanzando la Otra Campaña, incluso tratarán de justificar su encarcelamiento, haciéndolos pasar como criminales.

 

Los que están arriba han impuesto, a través de los medios comerciales de comunicación, la ideología de que los presos políticos son una especie en extinción, que habíamos entrado a la época del “cambio democrático” que haci­a innecesaria cualquier lucha de los que estamos abajo, que lo único que teníamos que hacer es ir a votar por algún partido o candidato.    Entonces los que luchan eran criminales o unos tontos ilusos que luchan sin razón.

 

            El se fue el pensamiento que nos impusieron y que trataran de extender aun mas para deslegitimar las luchas de nuestros presos.   Entonces los medios alternativos de comunicación y los grupos de expresión artística y cultural son nuestra arma para desmentirlos.

 

 

 

5.      Nombrar a nuestros presos, así­ arranca la Otra Campaña.

 

Este primer recorrido esta permitiendo recoger sus nombres, conocer sus luchas, saber donde están. Otra herramienta que nos puede ayudar es el censo levantado por la Coordinadora Nacional por la Libertad de los Presos Políticos, el que tendrá que actualizarse.    Es necesario que la información sobre nuestros presos la tengamos todos y no solamente un grupo u organización.  Proponemos a los compañeros del EZLN que en la página electrónica de Enlace Zapatista se abra un espacio especial para la información, debate, coordinación y todo lo relacionado a la lucha por la libertad de los presos políticos.

 

 

 

6.      PONGAMOS
ROSTRO A NUESTROS PRESOS “Recabemos fotografí­as y/o video de ellos y ellas; que su imagen sea un reclamo de libertad, inundemos nuestro paí­s con sus rostros en carteles, mantas y medios alternativos, en el espacio electrónico que hagamos para ellos, para que los compañeros de otros países puedan bajarlos y levantar esos rostros frente a cualquier representante del gobierno mexicano que asista a foros internacionales.

 

 

 

7.      Demos voz a nuestros presos “Grabemos sus palabras, podemos difundir su voz en audio o en la palabra escrita, en los medios alternativos, en folletos, en artí­culos.    Hagamos mantas y carteles con sus frases.  Pongamos énfasis en denunciar el hostigamiento que sufren en la cárcel, en especial los presos que están en los CEFERESOS, las cárceles federales de máxima seguridad.

 

 

 

8.      Levantemos entre todos ya este gran movimiento nacional por la libertad de nuestros presos, entonces no basta con que la coordinación de la Otra Campaña asigne a un pequeño equipo de compañeros para esta lucha, sino que cada organización, movimiento o grupo asigne por lo menos a un compañero o compañera para esta gran tarea especifica de la lucha por la libertad de todos los presos y presas políticas.

 

 

 

9.      Hagamos análisis y debate para enriquecer nuestra lucha, pero aprendamos de las experiencias pasadas.    Hace tres décadas se levanta un gran movimiento nacional por la libertad de los presos políticos, pero este movimiento se dividía en dos posturas, unos por la libertad inmediata e incondicional de los presos y otros por una Amnistí­a General.    Estas dos posturas se enfrentaban casi como si fueran enemigos.  La esencia de la Otra Campaña es que cada quien tenga un lugar, el escuchar y el poder opinar, que las diferentes opiniones no nos dividan, al contrario, la lucha por la libertad de nuestros presos es un puente que ya empieza construirse entre distintas organizaciones y posturas.

 

En nuestra opinión, lo importante es la libertad de todos nuestros presos políticos y presas polí­ticas y la cancelación de las órdenes de aprehensión contra luchadores sociales, que todos salgan libres. La forma jurí­dica para que salgan no es! lo primordial en sí­, la Amnistí­a es una de ellas.  Entonces no se trata de posiciones encontradas sino complementarias.    Lo importante es la FUERZA DEL MOVIMIENTO SOCIAL que logremos levantar para la liberación de todos los presos y no olvidar ninguno.

 

 

 

Es esto lo que deseábamos manifestarles compañeros y compañeras de la Otra Campaña en el Valle de México.

 

 

 

Gloria Arenas Agis

 

(Coronela Aurora)

 

Presa Polí­tica en Chiconautla, Ecatepec

 

 

 

Jacobo Silva Nogales

 

(Comandante Antonio)

 

Preso Polí­tico en la Palma, Almoloya de Juárez

 

 

 

Comité Verdad Justicia y Libertad Gloria y Jacobo

 

 

 

LIBERTAD A GLORIA ARENAS!!

 

LIBERTAD A JACOBO SILVA!!

 

LIBERTAD A TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS!!

 

http://comiteverdadjusticiaylibertad.blogspot.com

 

http://www.mexprisoners.com

 

¿Te gustó este artículo? ¡Apóyanos! Regeneración Radio es posible gracias a las contribuciones de nuestros lectores. Considera hacer una donación: