“Nosotros veíamos la tierra y pensábamos que estaba libre; que va ser, ahí estaba siempre el poderoso”

El martes 5 de Agosto del 2008 la Caravana Nacional e Internacional de Observación y Solidaridad con las Comunidades Zapatistas de Chiapas visito la comunidad de Javier Hernández que pertenece al caracol de la Garrucha.

Durante esta visita pudimos llegar a la antigua finca de Rancho San Juan que en manos del cacique Luis Robel sobreexploto hasta 1994 a quienes ahora habitan estas tierras. Las abuelas platicaron como sufrieron los abusos de estos caciques que las obligaban a trabajar desde las 6 de la mañana hasta las 6 de la tarde.

Antonio Nájera fue el dueño de estas tierras llego a acumular 6400 hectáreas que tiempo después repartió entre sus hijos. El sufrimiento del pueblo fue mucho, al grado de no permitirles el acceso al agua del río, masacrar a sus animales por pisar su tierra o pagarles la miserable cantidad de 5 pesos por 12 horas de jornada. Un compañero nos dijo que el ya creció dentro de la resistencia zapatista y que esta orgulloso de la lucha de sus padres, recuerda que su abuelo estuvo presente durante el levantamiento del General Emiliano Zapata y que a sus 105 años de edad participo en la rebelión zapatista de 1994.

Otra compañera mayor recordó que sufrió mucho antes de la organización por que no tenían tierras y andaban de una finca a otra, salir a buscar comida o agua era suficiente motivo para que el finquero los amenazara con la pistola. Después de 1994 la cosa cambio y ya no queremos regresar a ese sufrimiento u otro peor. Esta última expresión de nuestros compañer@s zapatistas es también una constante que hemos escuchado durante el recorrido de esta caravana, ell@s saben que una derrota significaría además de l@s muert@s, la tortura y todas las atrocidades a las que ha sido capas de llegar el ejercito mexicano una derrota que l@s regresaría ha la esclavitud que nos han narrado.

¿Te gustó este artículo? ¡Apóyanos! Regeneración Radio es posible gracias a las contribuciones de nuestros lectores. Considera hacer una donación: