Coordinadora Contra la Represión y por la Libertad

de los Presos Políticos de Atenco, Oaxaca y del País

Presentación

 

El presente documento recoge discusiones entre varios colectivos adherentes a La Otra Campaña del DF, Estado de México y Oaxaca, que comenzamos a reunirnos desde noviembre del año pasado, con el fin de reflexionar, discutir, analizar y accionar contra la represión.

Además de ser del conocimiento de otros compañeros de La Otra Campaña de diversos estados (Veracruz, Morelos, Puebla) que estuvieron presentes en la reunión del 5 de mayo del presente año, en el plantón de Santiaguito.

 

Sigue siendo un documento de discusión y de propuesta en el que la formulación de una Coordinadora como la instancia de organización que representara a esas fuerzas, fue pensada en su carácter de respeto a la independencia y autonomía de cada grupo, colectivo e individu@, asimismo como la mejor forma, desde nuestra perspectiva, de mantener el carácter horizontal en la toma de decisiones dotándola de ciertos principios.

Un grupo de compañer@s reunidos de varios de esos colectivos que no de todos los que originalmente nos reuníamos, del DF, del Estado de México y de Oaxaca, acordamos dar a conocer en esta reunión el presente documento, mediante su lectura y difusión, con la idea de que el formato de este Foro sea abierto, tolerante y plural, por lo mismo que no se entienda como un llamado a sumarse a la propuesta, sino de contribuir en la intención de formar, articular y construir la instancia nacional que se plantea para esta reunión.

 

Introducción

 

El poder en cualquiera de sus formas, en cualquier parte del mundo donde impera el sistema de explotación capitalista, se impone ante los pueblos negándoles la libertad y el derecho a tomar en sus manos las decisiones que son de todos y todas, de organizarnos libremente, de ser dueños de lo que las manos y las mentes producen y construyen, negándonos el derecho a ser los dueños y constructores de nuestra historia.

 

El sistema capitalista busca su conservación y reproducción, para manteniéndose en el poder, garantizar los altos niveles de explotación de la clase obrera del campo y la ciudad, continuando con los privilegios y el enriquecimiento de unos cuantos parásitos que viven del trabajo de la mayoría de los hombres y
mujeres que se encuentran desposeídos y marginados por este sistema económico, político, social, cultural.

 

Para esto el Estado capitalista utiliza diversas formas de violencia y represión, ya sea económica, política, social, religiosa, ideológica, cultural, aplicando no sólo golpes y tortura, sino una represión social constante en todos los ámbitos de la vida.

 

La represión se ejerce sobre todo en contra de los desposeídos para que estos no reclamen, obligándolos a la conformidad institucional, buscando borrar chispas de rebeldía en los pueblos, para mantenerlos explotados, desorganizados, callados, sumisos ante la normatividad impuesta, y es articulada a través de los medios que el Estado ha construido para ese fin como: los medios masivos de comunicación, de una educación alejada de la realidad de la historia y las necesidades de l@s trabajador@s, de normas sociales que intentan controlar la vida de los pueblos, a través de las instituciones y el marco jurídico que da “legalidad” a sus acciones.

 

Es en suma la violencia organizada e institucionalizada de una clase contra otra, que se manifiesta en contra de l@s trabajador@s del Campo y de la Ciudad, y que los golpea de una manera sutil y sistemática en sus centros de trabajo, en donde los afecta para la organización y la liberación como clase, repercutiendo asimismo en que los hij@s de l@s trabajador@s vean limitadas sus aspiraciones para disfrutar de la riqueza que es producida por la fuerza de trabajo y el ingreso a continuar en su preparación educativa en los centros de educación pública superior.

 

La Represión en México y La Otra Campaña

 

 

La política que impulsa el Estado capitalista en contra de los movimientos sociales en lucha y resistencia se ha tornado criminal y devastadora, con la reforma penal constitucional en curso, se legaliza y justifica lo que son actos condenables del Estado contra la sociedad; como una de las formas de control represiva ante la incapacidad y falta de interés de resolver los cada vez más agudos conflictos sociales, políticos y económicos generados por el capitalismo.

 

 

La política capitalista en esta fase intensifica el despojo, la opresión, la explotación, la marginación, la miseria, y la manera en que evita las reacciones de resistencia del pueblo mexicano, es aplicando una política de criminalización de las luchas sociales, convirtiendo a quienes se involucran y participan en ellas, en delincuentes y criminales.

 

En este marco el gobierno mexicano ha atacado permanentemente las luchas sociales de los pueblos que defienden su historia, cultura, territorio, trabajo, justicia, libertad y autonomía. Esta represión ha sido constante y brutal, pues defiende mandatos del gran capital que dicta despojos, ultrajes, muerte y olvido hacia los pueblos, sus hombres y mujeres. Algunos ejemplos de lo anterior son los de Acteal, Aguas Blancas, Guadalajara, SICARTSA., San Salvador Atenco, Oaxaca, y otros.

 

De las mas recientes expresiones de esa política, está la que se ha aplicado contra el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra, sufrida el 3 y 4 de Mayo por su decisión de brindar solidaridad a los comerciantes de flores del mercado de Texcoco, pero también a los individuos, integrantes de colectivos y organizaciones de La Otra Campaña e independientes, con el fin de amedrentar su avance, provocarla, medir su capacidad de respuesta y buscando dejar un escarmiento a cualquier esfuerzo que se oponga al gobierno.

 

Misma política que actualmente sufre el pueblo de Oaxaca ante la embestida del poder al imponer una de las más nefastas de las políticas sociales con el títere gobernador Ulises Ruiz, r
epudiado por el pueblo oaxaqueño que se organizó en un amplio e importante movimiento algunas de cuyas tendencias se agruparon en la APPO y otros esfuerzos, libertarios, sin partido u organización.

 

Pese a que hoy, algunas de sus tendencias se inclinan hacia la cuestión electoral y sirven además como delatores ante el Estado de compañer@s nuestr@s. Lo importante es reconocer el movimiento generado desde abajo, sin partidos ni líderes, que luchó en las barricadas para defender un ideal por el que muchos fueron reprimidos, están o estuvieron encarcelados y siguen procesados, estuvieron o están perseguidos, fueron asesinados, están exiliados o desaparecidos.

 

En estas ultimas represiones el Estado mexicano enfrentó el avance de La Otra Campaña y otros esfuerzos autónomos, éticos, colectivos; en Atenco se buscó la venganza hacia un movimiento que detuvo en las calles el proyecto macroeconómico mas grande e importante del sexenio de Vicente Fox; en Oaxaca significó el levantamiento de una sociedad, que se inclinó hacia a formas distintas, horizontales, colectivas de luchar, lo que representa un peligro mayor para el Estado, y no como si hubiera sido un movimiento sustentado por ambiciones de lideres y partidos; como parte del primer caso, fue la participación de grupos, colectivos y personas adherentes a La Otra Campaña y a otros esfuerzos libertarios autónomos.

 

Represión y Crisis del Estado

 

 

Otras luchas que han sido reprimidas como en Guerrero, Chiapas, Yucatán, San Luís Potosí, o movimientos de trabajadores como las y los maestros de la CNTE, del IMSS, el caso de represión de Castaños, Coahuila, cuando el 11 de julio de 2006, 13 bailarinas y trabajadoras sexuales fueron violadas y torturadas sicológicamente por militares que cuidaban la paquetería electoral, entre muchos otros casos, donde el Estado implementa la misma política intentando acallar las voces disidentes del sistema mediante encarcelamientos, asesinatos, violaciones, persecuciones, secuestros, en síntesis: Una política de terror de Estado, institucionalizada no solo hacia los movimientos sino hacia la población en general, que ha militarizado la relación entre el Estado y la sociedad como si estuviéramos en una guerra civil, asaltando comunidades enteras como se expresa en el acoso, hostigamiento y persecución que el ejército tiene en particular en las zonas de influencia zapatista en Chiapas y contra los desplazamientos de los integrantes de la Comisión VI del EZLN.

 

 

Esta represión es avalada e impulsada desde todas las esferas del poder y los partidos políticos institucionales, utilizando el ejército, grupos militares como la PFP y paramilitares como los porros, los convoys de la muerte  (sicarios del Estado). Dentro de estos grupos, gran importancia tuvo la participación de la PFP que es un grupo policiaco militarizado pensado para cumplir las funciones de policía política desde 1999 con el gobierno de Zedillo. Y aun más, se corre el riesgo de vivir una situación cada vez más parecida a la de Colombia, donde los sicarios del narcotráfico son usados para asesinar a luchadores sociales, ya que Calderón pidió a Bush un plan similar al que EU aplica en ese país.

 

Y una vez reprimidos, torturados, encarcelados, desaparecidos, perseguidos, la clase política mercantiliza la situación intentando apropiarse de los movimientos, sobre todo la izquierda institucionalizada (PRD), abanderando la lucha por la libertad de l@s pres@s para negociar posiciones, curules, beneficios, etc., pretendiendo que olvidemos su silencio, su complicidad y que nos lleven a una lucha en el terreno electoral, que según ellos es la única posible.

 

Es así que en México, como en otros muchos países capitalistas, el Estado que le da sustento a este tipo de desarrollo político y económico vive una permanente descomposición, y esto además de lo anterior, se expresa en la urgente necesidad de impulsar las llamadas reformas estructurales (privatizaciones, explotación y fuga de capitales etc.), así como la reforma de la estructura estatal, ya que su aparato legal y las instituciones que lo conforman, desde la Constitución General de la República hasta el ultimo reglamento, dificultan en gran medida la entrega abierta y sin trabas de los recursos naturales, empresas estratégicas y la fuerza de trabajo en manos del capital nacional o extranjero.

 

La crisis del capitalismo general, propicia que en el Estado se afecte también al gobierno que lo administra en sus tres poderes, a la propia clase política y a su sistema electoral (IFE, TRIFE. y su sistema de partidos, asociaciones políticas nacionales y organizaciones políticas registradas), convertidas en franquicias capaces de sacar de la orfandad a dirigentes y funcionarios de elección o designación, integrados a la nomina y al servicio del capital y la clase dominante a quienes en realidad sirven y representan, en consecuencia el pueblo ante esta situación de ilegitimidad, y ausencia en la representación y defensa de sus derechos sociales y políticos, se organiza e impulsa la rebelión, ante la imposición y la explotación.

 

Obviamente en los pueblos vive la rebeldía ante la imposición y la explotación. Por eso el estado burgués es incapaz de convencer a los pueblos con su engaño de democracia y libertad, por lo que surgen movimientos sociales organizados, autónomos, independientes, representativos, con fuerza política y social, de oposición y resistencia, por la necesidad de justicia, libertad y democracia, de esta manera el Estado desata todo su aparato represor para derrotarlos, utilizando la cárcel, la represión, la persecución, la violación, la criminalización como instrumentos que utiliza para destruir y aniquilar estos pensares libertarios.

 

Por ello, los movimiento autónomos e independientes no debemos olvidar, como principio primordial, dentro de nuestros anhelos de libertad y justicia, luchar, defender y tener siempre presente estos principios ineludibles como deber ético para nuestros compañeros presos, perseguidos, asesinados, desaparecidos, exiliados, pues estamos hablando de luchar con una moral diferente y precisamente esa ética social, política y humana es la que nos lleva a no olvidar, ni la lucha por la libertad de los pueblos, ni la lucha por la libertad y justicia para aquellos luchadores que han sido atacados por el Estado opresor.

 

Es así que la Coordinadora Contra la Represión y por la Libertad de los Presos Políticos de Atenco, Oaxaca y del País, integrada por organizaciones, colectivos, individuos, familiares, amigos y personas solidarias adherentes a la VI Declaración de la Selva Lacandona y a La Otra Campaña, l
ucha por nuestras libertades como pueblo e individuos: la libertad humana, de decidir, de pensar, de organizarnos, de expresión, de transito, económica, política y justicia social.

 

Esta Coordinadora no surge para suplantar otras luchas y esfuerzos o acciones encaminadas a la liberación de los presos políticos. Reconocemos los esfuerzos anteriores y paralelos por esta lucha y buscamos una coordinación con estos otros esfuerzos sin que con ello pretendamos dirigir ni hacer a todas las luchas iguales a la nuestra.

 

Entendemos que la instancia de coordinación debe funcionar de manera horizontal tanto en las discusiones como en las decisiones, considerando la opinión y el respeto a los colectivos, grupos, organizaciones e individuos que participen en ella, y la intención de aplicar estos mismos criterios con otras entidades que se enfocan en la misma tarea de luchar por l@s pres@s, manteniendo relaciones horizontales y no verticales.

 

El sistema Carcelario

 

Las cárceles siempre han existido para acallar las voces disidentes, para destruir el tejido social, los principios colectivos de los hombres y mujeres, pues mas allá del por qué se cae preso, los reclusos viven en un ambiente de violencia constante, que es en primera instancia institucional, implementada en los juzgados, en los custodios, pero que pasa a ser social, pues dentro de la cárcel se propicia la violencia para que los mismos reclusos sean el instrumento de su propia represión y desde el interior de las prisiones se produzca y reproduzca la descomposición, social y humana al impulsar la corrupción, adquisición, compra política y económica, de privilegios, de prebendas y espacios para conseguir las mejores condiciones dentro de la reclusión.

 

 

La cárcel mas allá de reinsertar en la sociedad a sus reclusos, lo que logra y lo que busca es desarticular la moral humana de sus internos, siendo verdaderas escuelas del crimen, del poder y opresión (de unos reos sobre otros, de custodios sobre reos), pues no solo no solucionan los problemas sociales, si no que si alguien no era lo que llaman delincuente al entrar, tal vez si lo sea, cuando salga a las calles, solo marginan mas aun a los hombres y mujeres, aislándolos de la sociedad, haciendo creer a la sociedad que los reos son la escoria de la sociedad y sin preguntarse qué llevó a los hombres y mujeres a cometer los llamados crímenes.

 

El sistema carcelario mundial está basado en lograr la destrucción del espíritu humano a través de su violencia legal, social y humana, obligando a sus internos a abandonar el espíritu colectivo, a velar solo por sus intereses, el sistema carcelario está pensado así, pues olvidando el espíritu colectivo y humano permite a la sociedad olvidarse de interrelacionarse entre si, a pensar solo en si mismos, a no preocuparse por los demás, ni con los demás, pues mientras el espíritu humano y colectivo se pierda, también se pierde la capacidad de lucha y organización de los pueblos y sus individuos en forma colectiva.

 

También están pensada como escarmiento contra aquellos que piensan distinto al que tiene el poder, (llámese estado burgués, reino, partido de los poderosos , emperador, gobernante, etc.) a lo largo de la historia de la humanidad las cárceles se han llenado mayoritariamente de los extractos mas marginados de la sociedad y de los disidentes al sistema, buscando escarmentar de esta forma a todo el tejido social y a los
movimientos sociales en lucha y de oposición para intimidar sus luchas y resistencias, así con el sistema carcelario el estado busca deshacerse de aquellos que son una carga más para sus propios intereses y beneficios y le estorban, no dejan de ser útiles por sus condición de oprimidos, desposeídos, marginados, desempleados y por supuesto a quienes son firmemente opositores al sistema de explotación capitalista.

 

Principios

 

 

 

 

1 Asumir una actitud política de solidaridad con todos los presos y presas, aún cuando no trabajemos directamente con todos, sean o no sean de la otra campaña

 

2 Sostener dignamente esta lucha, no manteniendo ningún vinculo con los partidos registrados, grupos afines a estos, o con pretensiones de conseguir registro oficial; ni con cúpulas de poder ya sean sindicales, estatales, mafias sociales y empresariales

 

3 No ostentaremos dar declaraciones a nombre de nuestros compañeros presos.

 

4 Rechazamos lucrar  política y/o económicamente con nuestros presos.

 

5 Vincularnos en la lucha por la libertad de los presos con ellos mismos, haciéndolos parte directa del trabajo, las ideas, las acciones, las decisiones que se propongan y tomen en esta Coordinadora.

 

6 Considerar, cuando sea necesario la importancia de incluir la discusión teórica, compartir opiniones, análisis y   propuestas  que tenga que ver con la construcción política en lo referente al trabajo con los presos, a la otra campaña y en lo referente a otros movimientos, con la idea de ampliar nuestros criterios, extender nuestros horizontes de lo que pensamos dentro de nuestras diferencias. Y la posibilidad de impulsar otros trabajos.

 

Objetivos

 

 

 

 

1 Es objetivo principal de la coordinadora luchar por la libertad digna de l@s pres@s políticos.

 

2 Luchar por la presentación con vida de los desaparecidos.

 

3 Luchar por detener el hostig
amiento a los perseguidos políticos y luchadores sociales.

 

4 Reivindicamos la lucha por la libertad de todos l@s pres@s polític@s (más allá de ideologías y organizaciones) y en especial la libertad de los presos políticos de abajo y a la izquierda, los que luchan sin pretensiones de convertirse en los nuevos opresores de los pueblos. Luchamos por los perseguidos, por los asesinados, y el castigo a los culpables materiales e intelectuales de las muertes y de la represión. Luchamos por los exiliados, y actualmente trabajamos con los presos políticos originados de los conflictos de san salvador Atenco y el movimiento oaxaqueño.

 

5 Libertad para los presos y procesados por luchar

 

6 Cancelación de las órdenes de aprehensión en contra de luchadores sociales.

 

7 Por el libre regreso de los exiliados y los deportados por luchar.

 

8 Castigo a los culpables de asesinatos, violaciones, torturas en contra de luchadores sociales.

 

9 Presentación con vida de los desaparecidos.

 

10 Buscamos  ampliar los esfuerzos coordinando trabajos con otros grupos y personas   sin que necesariamente pertenezcan a la coordinadora o a la otra campaña siempre y cuando sean esfuerzos basados en la ética y consecuentes con la lucha.

 

11 Luchar porque ningún asesino del pueblo, torturador, represor quede impune. ¡Castigo a los culpables! Justicia para los asesinados.

 

Plan de Acción

 

Participar en la Realización del Censo de Presos Políticos. Tomando en cuenta de que ya hay esfuerzos para realizar un trabajo conjunto (Encuentros Nacionales por los Nuestr@s)Trabajar para poder convocar a reuniones locales con los grupos que trabajan por la liberación de los presos políticos en sus propios lugares, trabajando con vistas a en un futuro poder desarrollar reuniones y acciones regionales y nacionales.

 

Trabajar para poder convocar a reuniones locales con los grupos que desarrollan e impulsan el trabajo por la liberación de los presos políticos en sus propios lugares. Trabajando con vistas a en un futuro poder desarrollar reuniones y acciones regionales y nacionales.

 

Preparar la realización de talleres de asesoría jurídica y sobre derechos humanos para saber como actuar en el caso de ser detenidos y que hacer en caso de tener un familiar preso político.

 

Impulsar la publicación de notas, boletines, folletos, documentos de análisis e información sobre la situación e todos los presos políticos, de todo el país que de estos talleres emanen.

 

Realización de un Volante Cartel que incluya la información sobre los presos políticos.

 

Realización de Ploters que expongan el caso de los presos políticos, así como las fichas de los presos con los que trabajamos, para informar en actos, reuniones, tocadas y poder participar en mesas informativas

 

Realización de un documento acerca y en contra del sistema carcelario.

 

Realización de un calendario de las represiones más conocidas y recopilación de información referente a los presos políticos que otros grupos puedan proporcionar, así como la tarea de divulgar la información acerca de nuestros presos y detenidos políticos que elaboremos y de toda aquella que sea confiable, verídica y podamos poseer o adquirir en los medios alternativos independientes o por las propias organizaciones, individuos o colectivos que realizan actividades por la liberación y defensa de los presos y detenidos políticos. Trabajar para que cada grupo pueda abrir locales abiertos para las luchas, los trabajos, las reuniones de todos los integrantes y que participan en el movimiento, y donde además cada grupo ha trabajado y construido en los distintos estados de la república.

 

Trabajar en darle cobertura a todas las acciones que se impulse y organicen reforzando los espacios que ya existen.

 

Trabajar para que cada grupo pueda abrir locales abiertos para las luchas, los trabajos, las reuniones de las gentes del movimiento, donde cada grupo trabaje y construido por cada grupo en los distintos estados de la república

 

Trabajar en darle cobertura y reforzar los espacios que ya existen.

 

Firmas de los adherentes que apoyan esta propuesta:

 

 

Tod@s Somos Pres@s, Frente de Trabajadr@s del IMSS, Coalición de Trabajadores Administrativos y Académicos del STUNAM, La Otra Cultura DF, Colectivo de Telefonistas Zapatistas, Coordinadora Nacional de Trabajadoras Sexuales “Sor Juana Inés de la Cruz”, Coordinadora Nacional de trabajadores sexuales “Rubí Arbola”, Coordinadora Nacional de grupos de apoyo “Francisco Gómez Jara”, Colectivo el papel de la gente, Radio talón, Educadores de la sexualidad de el encanto del condón D.F., Agencia de noticias independiente “Noti-calle”, Cooperativa de trabajadoras sexuales “Guadalupe Lazo Martínez, SCL, Cooperativa de trabajadoras sexuales “Mujeres Provida”, Colectivo Gay, lésbico, bisexual, travesti y transgénero independiente del D.F. , Centro de reflexiones y estudio eucarísticos y ecuméni
cos (CREE), Trabajadoras-es sexuales independientes del D.F., Edo Méx., Morelos, Jalisco, Guanajuato, Tlaxcala, Puebla, Chiapas, Quintana Roo, Michoacán, Guerrero, Oaxaca, Tabasco, Aguascalientes, Tabasco, Colima y Yucatán.

 

 

 

 

 

¿Te gustó este artículo? ¡Apóyanos! Regeneración Radio es posible gracias a las contribuciones de nuestros lectores. Considera hacer una donación: